Just another WordPress.com site

CRÓNICA DE UNA HUELGA ANUNCIADA…

 

 

Como ha venido pasando 
desde hace mucho, mucho tiempo, una empresa de Las Palmas, no paga antes
del dia 5 de cada mes, a pesar de haber un convenio firmado y legalizado.

1º dia

Nos encontramos  en la
isla de Fuerteventura, son las cuatro de la mañana, poco a poco vamos llegando
todos (alrededor de 60 ö 70 compañeros)  al punto de encuentro: una pequeña casilla en
casi el centro del pueblo, en la cual se guardan los instrumentos de trabajo,
es decir, carritos de barrendero, escobas, recogedores,etc.

Sabemos que va a ser duro. Pasan lentas las horas, estamos
esperando la llegada de nuestra repesentante del sindicato para que nos guíe en
la huelga que vamos a protagonizar.

Amanece, un rato después, llega esta persona, cansada del
viaje, viene de otra isla, Las Palmas. Nos organizamos, dejamos pasar unas
horas mas, y cuando ya ha avanzado un poco la mañana, nos vestimos con los
chalecos de l sindicato, ondeamos banderitas del mismo y, soplando unos
ruidosos “pitos”, nos disponemos a ir por el pueblo, lentamente, todos
juntos,  gritando nuestras peticiones y
armando bulla para que la ciudadania sepa lo que pedimos: “¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡QUEREMOS
COBRAR, QUEREMOS COBRAR!!!!!!!, o: “¡¡¡¡¡¡¡¡¡SI NO NOS PAGAN, NO TRABAJAMOS, SI
NO NOS PAGAN NO TRABAJAMOS!!!!!!!!!!!! Una vueltita por el pueblo con nuestra
consabida manifestación y, antes de llegar al punto de reunión:..

Una llamada a la empresa, ¿Qué? ¿pagan o seguimos con la
huelga?

La respuesta fue sorprendente, cási nos suplicaban que
hiciésemos servicios mínimos, dijimos que no y entonces el tema se puso mas
duro, mandaron a  una persona a
“negociar” y un escrito en donde se iban a poner 12 nombres de 12 trabajadores
que estaban obligados a cubrir esos servicios minimos y …si se negaban…se
tomarían represalías contra ellos…

Nos empezamos a asustar, estábamos en la calle, debajo de
los árboles, cerca de un aparcamiento.

Nos reunimos alrededor de la persona del sindicato, ¿Qué
haciamos?, nadie quería ceder, sabíamos que si hacíamos los servicios mínimos,
estábamos perdidos, se reirían de nosotros, y si nos negábamos, podiamos hasta
ser despedidos, ¡en menudo lío nos habíamos metido.

Nuestra compañera sindicalista nos tranquilizó, no pasaba
nada, nos dijo que había maneras y maneras de “cumplir y no cumplir con los
servicios mínimos”

El representante de la empresa, estaba unos metros más allá,
apoyando una mano en un árbol, con la cabeza gacha, sabiamos que lo estaba
pasando mal, y explico porqué, es una bellisima persona, nos dijo claramente
que el cumplía ordenes de sus superiores, pero solo el sabia lo que pasaba
dentro de su corazón. Lo sabíamos, estaba entre la espada y la pared, es amigo
de todos nosotros, compañero de clase en los años jóvenes de nuestros
encargado, un pueblo pequeño en donde todos se conocen y todos son amigos…

Pero bueno, es lo que hay y el tambien se estaba jugando su
puesto en la empresa

Fueron unos largos minutos de negociación, nosotros
reunidos  dilucidando lo que haciamos ,
el, solo, en el árbol, nuestro “negociador”, iba y venía, a su lado, al
nuestro, realmente hubo bastante tensión durante un buen rato,. Ademas el sol
apretaba sobre nuestras cabezas, calentaba fuerte, tan fuerte como estaba
siendo el tira  y afloja que estaba ocurriendo
en aquella calle, al lado de aquél aparcamiento, con aquel hombre apoyado en
aquel arbol, solo, nuestro grupito…

Decisión final, denunciar el escrito, y aquí no puedo
explicar muy bien este tema, la verdad, porque no lo entendi muy bien, hubo unos
términos jurídicos que yo ya no alcanzo a comprender…

 

 

Volvemos al lugar inicial después de lo ocurrido

Llegan los bocadillos y los refrescos, nos sentimos
contentos con nosotros mismos, sabemos que lo estamos haciendo bien, que
estamos luchando por nuestros derechos.

Siguen pasando las horas lentamente entre “excursiones” por
el pueblo gritando nuestras consignas, tomando café, fumando, paseando
alrededor del recinto, o sentados en sillas en el aparcamiento.

Llega la noche, nuestro encargado está en  constante contacto, via móvil con uno de los
trabajadores que le informa cada rato de si está o no está la nómina ingresada
en  la entidad bancaria.

¡¡¡NADA!!!

Damos una úlima “batida” por el pueblo, ya es tarde, no se
puede hacer mas ruido.

Cenamos, una rica paella, tortillas y pollo ensalsa, . Una
compañera ha ido a casa y ha hecho un chocolate muy rico, está calentito, la
noche está bastante fresca y hace mucho viento.

Por orden, y para que no se vea vacio en el grupo, vamos
yendo a nuestros domicilios a buscar ropa de cama ,almohadas y de abrigo, para pernoctar
en el sitio.

Y aquí empieza verdaderamente lo importante, vamos a estar
toda la noche en la calle y  en la casilla,
dentro no cabemos todos.

Según va llegando el sueño a algunos, recolectan
cartones  limpios de los contenedores y
los extiende en el frío y duro suelo.

Para poner al tiempo buena cara, nos empezamos a reír de
nosotros mismos, y nos llamamos “indigentes” y “transeúntes” (con perdón para
ellos)

El café , la unión y el compañerismo es tan grande, que todo
son  chistes, risas y chanzas, y fue
mejor así, pues si llega a ser de otra manera, hubiera sido realmente muy malo
de pasar porque el frio era intenso, para ser una isla tan cálida.

Los que no quisieron descansar en el suelo, lo hicimos en
sillas, envueltos en las mantas, o bien individuales o compartidas.

De verdad que, a pesar del buen ambiente, resultó ser una
noche muy, muy larga, los coches pasaban y reducían velocidad para ver las
pancartas, nos saludaban y levantaban el dedo pulgar, indicándonos que estaban
con nosotros y seguían su camino…otros iban a sus trabajos y nos daban ánimo
hablando unos minutos con nosotros, en fin, muy buen ambiente, a pesar del
motivo por el cual estábamos allí.

 

2º día

Por fin amaneció, realmente poco dormimos, todos echábamos
de menos nuestras “camitas”, pero bueno…

Fuimos a casa, unica y exclusivamente a ducharnos y
adecentarnos, y los que eran de lejos, los invitábamos a nuestros hogares a
hacer lo propio, siempre por orden para 
que no se notara vacio en el grupo.

Al volver, los consabidos bocadillos y un poco de tortilla
que sobrara de la noche anterior y…más café ¡uf!, ¡gracias cafeína!

 

 

 

¡Bien! Así las cosas, dimos otras cuantas “batidas”
alrededor del pueblo, y, entre vuelta y vuelta, fueron apareciendo los
representanes de los distintos partidos politicos, y, cosa curiosa, no sabían
nada de lo que estaba pasando con nosotros…¡pero bueno!, si el tema es del
dominio público, realmente hace mas de un año, hicimos la primera huelga, pero
solo fue de unas pocas horas, nos pagaron enseguida, y el pueblo se enteró de
todo, tambien vinieron a hablar los politicos aquél dia, y ¿Qué pasa?, ya lo
han olvidado…bueno, sin comentarios…Lo bueno de todo esto es que nos han dicho
que, dadas las circunstancias, al ser una subcontrata del ayuntamiento, la
empresa será sancionada y no con poco dinero, y…si repite el impago…se rescinde
el contrato…¡Eso está bien, que haya justicia!

Retornamos al lugar inicial

Sigue pasando la mañana, lenta, calurosa otra vez,
algunas  de mis compañeras y yo, hemos
quemado un poco la cara por el sol, solo las que ibamos sin visera…

Un rato sentadas, un rato paseando, mucho cansancio, un
traguito de refresco…y

 

¡POR FIN!, una llamada a nuestro encargado, ¡LAS NOMINAS
ESTÁN INGRESADAS EN LA ENTIDAD BANCARIA!, se acabó todo por hoy, se acabó todo
por este mes…todo es alegría en el grupo, nos damos la mano, nos
abrazamos…¿volverá a pasar lo mismo el dia 6 del mes que viene?, no pensemos en
ello, por lo pronto, ya podemos pagar el alquiler, ya podemos llenar la nevera,
ya podemos mandar dinero a nuestras lejanas familias, pagar la hipoteca…

 

Y eso fue todo, asi pasó y así os lo he contado, esto no es un
relato de ciencia-ficciòn, ha ocurrido entre la madrugada del dia 6 y acabó, felizmente,
hoy, miércoles a las 13 horas aproximadamente…¡Ojalá que no vuelva ocurrir!

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s